Quarto Convegno sulle Gipsoteche, Possagno (Treviso, Italia)

Home/Artículos y Conferencias, Autenticación/Quarto Convegno sulle Gipsoteche, Possagno (Treviso, Italia)

Quarto Convegno sulle Gipsoteche, Possagno (Treviso, Italia), 3-4 de octubre de 2015

IL VALORE DEL GESSO COME: MODELLO, CALCO, COPIA PER LA REALIZZAZIONE DELLA SCULTURA

convegno possagno2015Durante los días 3 y 4 de octubre se ha celebrado en Possagno (Treviso, Italia), ciudad natal de Antonio Canova, el IV Convegno sulle Gipsotheche, organizado por la Fondazione Canova. El tema del congreso ha sido “El valor del yeso como: modelo, vaciado y copia para la realización de la escultura”. La Fundación Mariano Benlliure ha participado representada por Lucrecia Enseñat Benlliure, que ha presentado una ponencia sobre:

Origen y devenir de la colección de yesos originales de Mariano Benlliure del Museo de Bellas Artes de Valencia.

El Museo de Bellas Artes de Valencia custodia una importante colección de esculturas originales en distintos materiales –terracota, cerámica, yeso, bronce y mármol– del artista de origen valenciano Mariano Benlliure (Valencia, 1862–Madrid, 1947), y cuya procedencia se debe, en gran parte, a las generosas donaciones del escultor a lo largo de su vida.

Las obras se expusieron en las salas principales del museo, cuando este ocupaba el antiguo convento del Carmen, e incluso dieron nombre a alguna de ellas. Después de su traslado a su actual sede, en el edificio del que fuera Colegio Seminario de San Pio V, se instalaron en el llamado “Pabellón Benlliure”.

Lamentablemente, con el tiempo se vieron afectadas por la Guerra Civil Española entre 1936 y 1939, la trágica riada que asoló Valencia en 1957, u otras circunstancias como el almacenamiento inadecuado, traslados sin protección, y muy especialmente la realización de nuevos moldes para hacer fundiciones en bronce posteriores a la muerte de Benlliure, y por tanto no controladas por él. Debido a todo ello, algunos yesos se perdieron definitivamente y otros sufrieron importantes daños.

Los que se conservaron se han empezado a valorar y restaurar paulatinamente desde finales del siglo XX, para exponerse en los “espacios” del museo dedicados a la obra de Benlliure: lugares de tránsito entre las salas de exposiciones temporales, el salón de actos, la cafetería y la tienda. Espacios difusos e inconcretos entre puertas, escaleras, rampas y cristaleras, no pensados para la exhibición de obras de arte. Lo que evidencia que la escultura se sigue considerando y exponiendo como un “objeto decorativo” para completar las salas de pintura o decorar las zonas de paso, sin una propuesta museográfica que responda a criterios estéticos, históricos o didácticos.

2017-02-17T11:38:43+00:00 17 Sep, 2015|Artículos y Conferencias, Autenticación|
error: CONTENIDO PROTEGIDO